SÁBADO 15 DE JUNIO DEL AÑO 2019.

NO PERDÍA DESDE LA FINAL DE LA COPA AMÉRICA 2007 EN VENEZUELA

Café con sabor amargo

Arg 0-2 Col.jpg

Argentina tuvo una muy pálida actuación frente a Colombia en la apertura del Grupo B de la Copa América que se disputa este año en Brasil. Lionel Messi fue lo mejor que mostró el equipo de Lionel Scaloni en lo que fue un flojísimo rendimiento general. Roger Martínez, el ex hombre de Racing Club, marcó el primer gol del partido, mientras que Duván Zapata, con pasado en Estudiantes de La Plata, puso el segundo tanto a cinco minutos del final. El siguiente rival será Paraguay. Este cotejo se jugará en el Estadio "Mineirâo" de Belo Horizonte el día miércoles 19 de junio.

 El proceso de reconstrucción todavía no encuentra su punto de partida. La Selección Nacional todavía no puede salir de su largo letargo, ese que arrancó allá por 2016, cuando la gran mayoría de estos jugadores tenían que cargar a cuestas la tercera final perdida del ciclo. Cambiaron entrenadores, ideas, futbolistas, pero no se percibe ninguna señal de identidad de juego. Y esto es lo más preocupante, además de arrastrar la decepción de no poder consagrarse en un torneo "grande" desde la Copa América de 1993 que se disputó en Ecuador. Pasaron ya veintiséis años...

 El partido frente a Colombia, que también se viene adaptando a la propuesta del portugués Carlos Queiroz, quien hace muy poco tiempo asumió el cargo, fue otro ejemplo más de que el Seleccionado comandando en esta oportunidad por Lionel Scaloni continúa sin encontrar el horizonte. Y si uno no puede apreciar el rumbo, significa que está perdido. El combinado "cafetero" fue superior, y lo reflejó siendo preciso en los momentos propicios. Argentina jamás se pudo reponer de las estocadas de Roger Martínez y de Duván Zapata. A falta de fútbol, buena es la rebeldía, el coraje, pero poco se pudo ver de estas cuestiones dentro del campo de juego del Arena Fonte Nova de Salvador.

 El Director Técnico diagramó un curioso sistema táctica para el inicio del encuentro. La defensa, sin grandes novedades. Nicolás Tagliafico regresó a la titularidad, y Germán Pezzela conformó la dupla de centrales junto a Nicolás Otamendi. Renzo Saravia fue el lateral por derecha. Lo más inquietante fue el armado del mediocampo hacia adelante. Giovani Lo Celso, Guido Rodríguez, Leandro Paredes y Ángel Di María se posicionaron en una especie de línea de cuatro, que no le dio mucho rédito a la creación de juego en tres cuartos de cancha hacia el arco defendido por David Ospina. El volante ofensivo del Real Betis tuvo que ocuparse de las trepadas de Roger Martínez (que había reemplazado a Luis Muriel, que abandondó el terreno de juego por lesión), y mucho no pudo participar de la gesta de acciones en ataque. Por otra parte, Di María no estuvo activo, y pasó casi desapercibido. Tanto fue así que fue sustituido por Rodrigo De Paul en el entretiempo. Con el ex Racing en el campo, Argentina ganó un poco más de profundidad por el costado derecho de la defensa de Colombia, y tuvo varias ocasiones de aproximarse a la valla contraria cada vez que De Paul intervenía en las jugadas. Por el lado del adversario, Juan Guillermo Cuadrado se mostró como el futbolista más criterioso de su equipo. Fue prácticamente incontenible para la línea de volantes y de defensores "albicelestes". Tesillo y Uribe hicieron un buen tándem por la banda izquierda, y fueron una constante alternativa de ataque. Falcao, la figura, intermitentente. Tuvo poco contacto con la pelota, y lo controlaron bien.

 Tras un primer tiempo en el cual no pudo hacer pie casi en ningún momento, en el cual fue superado por su rival, Argentina dejó nuevamente en evidencia la falta de contundencia y las enormes desatenciones que se mantienen en el plano defensivo. Franco Armani y Nicolás Otamendi no estuvieron lúcidos con los pies, y esto casi le cuesta irse en desventaja al entretempo. Al conjunto dirigido por Scaloni le costaba salir del fondo debido a la presión que ejecutaban los atacantes colombianos, y los volantes no podían entrar en el circuito de juego. Wilmar Barrios tuvo un buen partido, ganando el medio y demostrando seguridad. El "Kun" Agüero, muy solo adelante, poco pudo hacer.

 Argentina tuvo un cambio de actitud en el inicio de los cuarenta y cinco minutos finales, y juegó muchos metros más adelantado en el campo. Las dos opciones más claras de desnivelar el resultado fueron por intermedio de los remates de Leandro Paredes desde afuera del área: el primero se fue apenas desviado; el otr encontró una gran reacción de Ospina. Fue lo más cerca que estuvo la "Albiceleste" de marcar. Messi arrancó más enchufado la etapa complementaria, y esto contagió a sus compañeros. Pero Colombia también tiene jugadores de jerarquía en su plantel. Un derechazo largo cruzado de James Rodríguez fue recibido por Roger Martínez, que encaró, dejó en el camino a Saravia y, antes de que Pizarro pudiera cerrar, pisó el área y sacó un sablazo tremendo que se incrustó en el palo izquierdo de Armani, que a pesar de la estirada nada pudo hacer para evitar el 1 a 0. La escuadra nacional nunca se pudo recuperar de esta herida, y a falta de cinco minutos, iba a sufrir otro golpe letal. Martínez habilitó al ingresado Jefferson Lerma, éste escapó por la izquierda y envió un centro rasante al corazón del área para que Duván Zapata, otro que había entrado en el segundo tiempo, conectara casi debajo de la portería para decretar el 2 a 0 definitivo.

 Independientemente del resultado, que definitivamente es muy malo, lo más negativo de esta presentación de la Selección es que, con la calidad y la riqueza técnica de su plantel, no pudo imponer sus condiciones, y a la vez no supo contrarrestar el esquema que exhibió el elenco de Queiroz. Fue dominada en la mayoría de los pasajes del cotejo, y tampoco encontró la manera de torcer el destino del partido. Es alarmante la actualidad futbolística del equipo. Ahora el foco está puesto en el siguiente compromiso que es Paraguay el miércoles 19 de junio desde las 21.30 horas en Belo Horizonte. Scaloni tendrá que pensar demasiado en cómo hallar la forma en dar vuelta esta situación.

Arg 0 Col 2.png

 Pasaron casi dieciséis años desde la última vez que el combinado Nacional había perdido un partido por Copa América. El 15 de julio del 2007, la Selección Argentina, por aquél entonces dirigida por Alfio Basile, cayó sin atenuantes 3 a 0 ante Brasil en la final de aquella edición del torneo continental disputada en el Estadio José Encarnación "Pachencho" Romero de la ciudad de Maracaibo, Venezuela. Julio Baptista, Roberto Ayala en contra y Dani Alves convirtieron los goles para la consagración de la "Verdeamarhela".

Tras ese duro traspié, la "Albiceleste" acumuló un total de 16 partidos consecutivos sin derrotas en el tiempo regular, pero ni aún así pudo obtener el campeonato. En la Copa América de 2011 realizada en nuestro país fue eliminada en la cancha de Colón de Santa Fe a través de la definición por tiros desde el punto de penal por Uruguay, que luego se erigiría como el campeón de esa edición, en los Cuartos de Final. Tanto en Chile 2015 como en Estados Unidos 2016 -la Copa América Centenario- los argentinos llegaron a la final, aunque en ambas ocasiones el trofeo quedó en manos de Chile. Las dos finales se resolvieron por intermedio de los doce pasos. Colombia, el 15 de junio de 2019, le puso fin a esta racha. A continuación, el detalla de los partidos que sumó Argentina sin perder por esta competencia:

2011: 1-1 ante Bolivia. Fase de Grupos.
2011: 0-0 ante Colombia. Fase de Grupos.
2011: 3-0 ante Costa Rica. Fase de Grupos.
2011: 1-1 ante Uruguay (Cayó por penales). Cuartos de final.
2015: 2-2 ante Paraguay. Fase de Grupos.
2015: 1-0 ante Uruguay. Fase de Grupos
2015: 1-0 ante Jamaica. Fase de Grupos.
2015: 0-0 ante Colombia (Pasó por penales). Cuartos de Final.
2015: 6-1 ante Paraguay. Semifinales.
2015: 0-0 ante Chile (Cayó por penales). Final.
2016: 2-1 ante Chile. Fase de Grupos.
2016: 5-0 ante Panamá. Fase de Grupos.
2016: 3-0 ante Bolivia. Fase de Grupos.
2016: 4-1 ante Venezuela. Cuartos de Final.
2016: 4-0 ante Estados Unidos. Semifinales.
2016: 0-0 ante Chile (Cayó por penales). Final.

En esa racha ganó 9 y empató 7 juegos. Anotó 33 tantos y le marcaron 7 goles.

Messi.jpg
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now