LUNES 10 DE DICIEMBRE DEL AÑO 2018

EL "MILLONARIO" SE QUEDÓ CON EL PARTIDO MÁS IMPORTANTE DE LA HISTORIA DE NUESTRO FÚTBOL

¡RIVER PLATE, EL MÁS GR4NDE DE LA HISTORIA!

River Plate.jpg

En un encuentro vibrante, el equipo de Marcelo Gallardo se repuso de un primer tiempo muy flojo, en el que se fue al descanso perdiendo por 1 a 0 con gol de Darío Benedetto, y supo torcer el destino para quedarse con la cuarta Copa Libertadores de su historia. Lucas Pratto marcó el empate en la etapa complementaria, y Juan Fernando Quintero y Gonzalo "Pity" Martínez (en su último partido con el Club) sellaron el triunfo en el tiempo suplementario. La gente que se dio cita desde muy temprano en el Estadio Santiago Bernabéu disfrutó de una fiesta inolvidable. Ahora "La Banda" viajará hacia los Emiratos Árabes Unidos para disputar el Mundial de Clubes de la FIFA 2018. ¡¡¡SALUDOS CAMPEÓN!!!

Conmevoder. Épico. Histórico. Inigualable. Inolvidable. El partido que se jugó por la final de la Copa Conmebol Libertadores 2018 en el Estadio Santiago Bernabéu del Real Madrid C.F. quedará para siempre grabado en la memoria de los hinchas de River y también de los de Boca, y por supuesto, ocupará una página importante en los libros del fútbol mundial. Fue el Superclásico más importante de toda la historia, sin lugar a dudas, y gracias a Dios (y a una persona que desde el 2014 tuvo la suerte de recalar en la institución) quedó en manos del equipo de Núñez.

Luego de la insólita decisión que tomó la Confederación Sudamericana de Fútbol de jugar este encuentro en la capital española, quitándole la posibilidad a River de definir la serie en su casa y con su gente, llegó el momento de que la pelota comience a rodar. La gente en las tribunas nos hizo acordar por algún instante de que el partido se estaba jugando en el "Monumental", con hinchadas de ambos bandos, pero lo cierto es que el duelo definitorio de la Copa Libertadores de América (si, de América), se estaba por resolver en Madrid, España. Una locura.

Ya en el plano estrictamente futbolístico, el "Muñeco" decidió armar el equipo recurriendo a una línea de cuatro en la defensa (se había especulado con el ingreso de Lucas Martínez Quarta para conformar una línea de cinco defensores, tal cual sucedió en "La Bombonera", por el encuentro de ida), y Lucas Pratto fue el único delantero que puso en cancha el entrenador. En Boca, Guillermo Barros Schelotto también había apostado al misterio de poner a Ramón Ábila y a Darío Benedetto juntos desde el inicio, pero finalmente dispuso que sólo éste último juegue desde el minuto inicial.

El primer tiempo de River fue muy malo. El equipo no lograba conectarse, y tuvo una falta de sincronización en los pases muy notoria. En cambio, Boca fue más preciso, y estuvo más fino a la hora de acercarse al arco de Armani.

La primera acción de riesgo fue para el "Xeneize", con una pifia de Jonatan Maidana que casi termina en gol en contra del marcador central. Después de esa jugada llegaría el remate de Pablo Pérez luego de aprovechar un rebote dentro del área que encontró una buena reacción del arquero "millonario". El capitán del conjunto de La Ribera iba a tener otra oportunidad muy clara de convertir, tras un tiro libro ejecutado por Benedetto (que el árbitro Andrés Cunha concedió por una falta inexistente de Leonardo Ponzio en la medialuna del área), que no fue gol porque Milton Casco se interpuso de manera providencial para contener el derechazo y que el esférico se vaya al lado del palo derecho.

River no le encontraba la vuelta al partido, y se desvanecía cuando tenía que cruzar la mitad de la cancha. Enzo Pérez se tiraba atrás para transformarse en una especie de conductor. El mendocino fue uno de los futbolistas que más intervino con el balón a sus pies, ya que siempre retrocedía unos metros para recibir la pelota y para tratar de intentar buscar un pase preciso hacia sus compañeros que pudiera generar alguna posibilidad de llegar a la portería de Andrada.

River apenas había acumulado una chance de marcar el primer tanto, con un disparo de Ignacio Fernández que se fue muy por encima del travesaño, en una acción trabajada de un tiro de esquina de Gonzalo "Pity" Martínez.

Sobre el final de los cuarenta y cinco minutos iniciales, el guardameta de Boca salió mal, y River casi convierte el primero, pero de esa jugada, en el contraataque, llegaría la apertura del marcador. El uruguayo Nahitán Nández se llevó la pelota y le metió un pase bárbaro a Benedetto, que se sacó de encima la marca de Maidana de manera brillante, y cuando enfrentó a Armani, el "9" definió notablemente para poner el 1 a 0 a los 43´. El festejo de goleador fue desmedido, celebrándole la conquista en el rostro a Gonzalo Montiel. Baldazo de agua fría para el elenco del "Muñeco" en el Bernabéu. Cunha pitó el final de la primera etapa, y al descanso con resultado parcial adverso.

A partir del inicio de la etapa complementaria, River cambió. El "Millonario" comenzó a mostrar su mejor cara, y combinando coraje y fútbol, fue en busca de la igualdad. Apenas comenzado el segundo tiempo, "Nacho" Fernández lo tuvo con un zurdazo que se fue apenas desviado. A los 55´, llegaría la polémica: Andrada lo derribó al "Oso" Pratto dentro del área, y el colegiado uruguayo cobró falta en ataque, cuando era un claro penal cometido por el portero de Boca. El VAR no tuvo intervención, cuando debería haber asistido al árbitro principal del partido en esta acción.

A pesar de ello, el cuadro de Núñez siempre fue hacia adelante, y con un rival muy retrasado en el terreno de juego, se volcó decididamente en campo contrario para intentar conseguir la igualdad. La clave del encuentro estuvo en el ingreso de Juan Fernando Quintero por el capitán Ponzio. El colombiano fue la gran figura de la cancha, ya que su intervención fue determinante en cada avance del "Millonario". A los 67´, llegaría una enorme acción construida entre Quintero, Palacios y Fernández que terminó en los pies de Pratto para que el "Oso" la mande al fondo del arco y ponga el 1 a 1. La gente deliraba en las gradas de la casa del Real Madrid. "Que la gente crea, porque tiene con qué creer", había sido la frase esbozada por Marcelo Gallardo previo a la revancha contra el Grêmio en Porto Alegre. Y nuevamente esas sabias palabras del "Muñeco" sobrevolaron ayer sobre los hinchas "millonarios" luego de conseguir el empate.

Concluidos los noventa minutos, con el marcador igualado en un tanto, se debió jugar el tiempo suplementario. Apenas había comenzado el primero de los dos tiempos extras, Wilmar Barrios fue fuerte sobre el físico de Exequiel Palacios (falta que para nosotros ameritaba amonestación), y recibió la segunda tarjeta amarilla, por lo que el juez lo expulsó. Boca terminó de derrumbarse definitivamente desde que estuvo con un hombre de menos, y más aún cuando Juan Fernando Quintero sacó un zurdazo impresionante para convertir el segundo gol de River Plate a los 108´, y que la ilusión de quedarse con la cuarta Copa Libertadores de su historia se vaya transformando en una realidad.

River, después de ponerse en ventaja por primera vez en toda la serie de la final, despilfarró cuatro o cinco chances de estirar la diferencia, sumándole mucho más dramatismo al cierre del partido. A la pesadilla que ya estaba soportando el equipo de los "Mellizos", se le sumó la dura lesión de Fernando Gago (rotura del tendón de Aquiles de su pie derecho), que por sí solo abandonó la cancha, y Boca pasó a jugar con nueve hombres. Sobre el final, ya con el tiempo casi cumplido, Leonardo Jara encontró una pelota boyando dentro del área, y casi estaa un empate que hubiera sido injusto.

En el último instante del juego, Pavón se hizo cargo de la ejecución de un córner, la pelota fue despejada por Armani y le cayó a Quintero, que primero se la llevó con un taco y luego se sacó de encima un hombre de Boca para meter el pase más hermoso de todos los tiempos para que el "Pity" Martínez (que confirmó una vez que se terminó la final que no continuará en el Club en el 2019) emprenda ese recorrido de sesenta metros por el camino hacia la gloria eterna, y con todo el arco a su disposición, se ponga más loco que nunca y sentencie una historia que quedará para la posteridad.

¡RIVER PLATE ES EL CAMPEÓN DE AMÉRICA! Y ahora va por más. Y ahora el "Millo" quiere ir por el Real Madrid de Santiago Solari. El "Muñeco" tiene otro sueño: levantar una copa más el sábado 22 de diciembre en Abu Dhabi. Y se puede. Primer hay que sortear el compromiso de Semifinales. Con Gallardo, como él mismo dijo, hay con qué creer...

Marcelo Gallardo: "Esto va a ser algo que va a perdurar en el tiempo, imborrable"

Gallardo.jpg
Gallardo 2.jpg

Se esperaba por su palabra. El "padre de la criatura" no pudo estar en el banco de los suplentes para esta nueva consagración de River Plate, pero ingresó una vez concluido el Superclásico para levantar la Copa Libertadores junto con Leonardo Ponzio y con Jonatan Maidana, los emblemas de su equipo. Hablamos de Marcelo Daniel Gallardo, el Director Técnico más trascendental de la historia de la institución de Núñez, que habló con Atilio Costa Febre en Radio Rivadavia tras la épica conquista del certamen continental de clubes más importante de todos: "Este es uno de los momentos más felices en mi carrera deportiva por lo que representó la victoria ayer. Va a ser algo que va a perdurar en el tiempo, imborrable. Y muy sentido, después de lo que vivimos estos días, haberle regalado la victoria a los hinchas de River es un abrazo fuerte al corazón. A la distancia, después de tantas cosas vividas, sabíamos que estábamos ante una oportunidad enorme de poder brindarles esta felicidad que sienten los hinchas de River y que sentimos todos", fueron las primeras expresiones del "Muñeco".

El entrenador "millonario" manifestó cómo fue volver a vivir una final sin poder dirigir a su equipo desde el límite del campo de juego: "Ya me empiezo a acostumbrar, lo digo con un tono irónico. Más allá de eso, creo que el trabajo que se viene haciendo desde hace muchísimo tiempo va marcando un camino y las formas. Eso claramente tiene una fuerza muy grande. Estar o no estar presente en el banco por ahí es algo anecdótico porque me sentía y me siento parte del día a día con todo el grupo de trabajo".

"Me invadía una felicidad tan grande que no me dejaba pensar en las cosas que habíamos vivido y los momentos que uno fue superando. River es muy grande y la exigencia es muy grande, y eso hace que vos tengas que estar todo el tiempo con energía para sostenerte. Este no era un partido más, no era una definición más. Era contra el rival de toda la vida e iba a quedar marcado para toda la eternidad", confesó el "Muñe" luego de que "La Banda" se quedara con la cuarta Copa Libertadores de su historia.

Por último, el D.T. dio su opinión con respecto a lo que fue el trámite del encuentro disputado en el Estadio Santiago Bernabéu del Real Madrid C.F.: "La propuesta de juego iba a ser como se presentó desde el primer minuto. Nosotros sabíamos que Boca iba a esperar y aprovechar lo que aprovechó en la primera contra.No pensé que se iban a resguardar tanto. Nosotros no pudimos estar finos, había cierto nerviosismo no sólo en nuestros jugadores sino en los de ellos. Nos encontramos con un equipo de Boca muy cerrado y en eso también nos provocó que nosotros falláramos en los pases. Intentamos seguir de la misma manera más allá de que tuvimos que cambiar en el segundo tiempo. La forma de la búsqueda hizo que nos pusiéramos nuevamente en el partido".

LOS GOLEADORES DE RIVER PLATE EN LA COPA CONMEBOL LIBERTADORES 2018

●PRATTO, Lucas David: 5 goles (1 a Emelec, 1 a Independiente Santa Fe, 1 a Racing Club, y 2 a Boca Juniors).

●BORRÉ AMAURY, Rafael Santos: 3 goles (1 a Racing Club, 1 a Independiente y 1 a Grêmio Foot-Ball Porto Alegrense).

●MARTÍNEZ, Gonzalo Nicolás: 3 goles (1 a Emelec, 1 a Grêmio Foot-Ball Porto Alegrense y 1 a Boca Juniors).

●QUINTERO PANIAGUA, Juan Fernando: 2 goles (1 a Independiente y 1 a Boca Juniors).

●IZQUIERDOZ, Carlos Roberto: 1 gol en contra (1 a Boca Juniors).

●MAYADA MESA, Camilo Sebastián: 1 gol (1 a Flamengo).

●MORA NÚÑEZ, Rodrigo Nicanor: 1 gol (1 a Flamengo).

●PALACIOS, Exequiel Alejandro: 1 gol (1 a Racing Club).

●PINOLA, Javier Horacio: 1 gol (1 a Emelec).

●SCOCCO, Ignacio Martín: 1 gol (1 a Independiente).

En 14 partidos disputados por esta edición de la Copa Conmebol Libertadores, el "Millonario" marcó 19 goles, y recibió 9, manteniendo la valla invicta en 7 encuentros.

EL CAMINO DE RIVER PLATE HACIA EL TÍTULO

Fase de Grupos: (V) 2-2 vs. Flamengo (Brasil); (L) 0-0 vs. Independiente Santa Fe (Colombia); (V) 1-0 vs. Emelec (Ecuador); (L) 2-1 vs. Emelec (Ecuador); (V) 1-0 vs. Independiente Santa Fe (Colombia); y (L) 0-0 vs. Flamengo (Brasil).

Octavos de Final: (V) 0-0 vs. Racing Club (Argentina) -Ida-; y (L) 3-0 vs. Racing Club (Argentina) -Vuelta-.

Cuartos de Final: (V) 0-0 vs. Independiente (Argentina) -Ida-; y (L) 3-1 vs. Independiente (Argentina) -Vuelta-.

Semifinales: (L) 0-1 vs. Grêmio Foot-Ball Porto Alegrense (Brasil) -Ida-; y (V) 2-1 vs. Grêmio Foot-Ball Porto Alegrense (Brasil) -Vuelta-.

Finales: (V) 2-2 vs. Boca Juniors (Argentina) -Ida-; y (N) 3-1 vs. Boca Juniors (Argentina) -Vuelta (*)-.

River Plate jugó 14 partidos: ganó 7, empató 6 y perdió 1.

(*) Cancha neutral. Estadio Santiago Bernabéu (Real Madrid C.F.), Madrid, España.

River Plate 1.jpeg
River Plate 2.jpeg
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now